Desde principios de 2020, todos nos vimos obligados a pasar mucho tiempo en el hogar. Aunque la situación ha sido muy difícil, ese tiempo extra bajo techo hizo que muchos de nosotros recurriéramos a las manualidades para aliviar el estrés. Y el auge de las manualidades resultante ha llevado alegría a miles de personas en sus hogares y en Internet. El crochet es una de esas artesanías que florecieron durante la pandemia. Y si has pensado en incursionar en este increíble pasatiempo, ¡no es demasiado tarde! Estas son las 21 preguntas comunes que podrías tener y que te ayudarán a decidir si es adecuado para ti.

Enlaces rápidos

1. ¿Cuál es la mejor forma de aprender a tejer a crochet?

Señora feliz con madejas de hilo
Una maestra como Toni Lipsey te ayudará a desarrollar tus habilidades.

Puedes tomar un libro y esforzarte por aprender puntos y patrones. Pero la mejor manera de aprender a tejer a crochet es mirar a alguien más hacerlo. El componente visual del aprendizaje ayuda a internalizar los movimientos del crochet a tal punto que puedas hacerlos con los ojos cerrados.

Hay miles de recursos en Internet, pero quizas la mejor manera de aprender sea tomar una clase para principiantes. Los profesionales de la artesanía te enseñarán los conocimientos necesarios de forma clara y precisa para que puedas tejer a crochet por tu cuenta en un abrir y cerrar de ojos.

2. ¿Cuál es la diferencia entre el crochet y el tejido de punto?

La diferencia principal entre el crochet y el tejido de punto son las herramientas. El tejido de punto se hace con dos agujas y el crochet usa solo una aguja. Las dos artesanías también utilizan diferentes tipos de puntos, que dan un aspecto diferente al producto final: las piezas de tejido de punto son más elásticas y tienen más caída, mientras que las de crochet son más rígidas y mantienen mejor su forma.

A pesar de sus diferencias, se pueden hacer los mismos tipos de proyectos tanto con tejido de punto como a crochet, desde acogedoras mantas hasta prendas de vestir como bufandas y suéteres. También puedes usar cualquier tipo de hilo que quieras para ambos. 

3. ¿Es difícil tejer a crochet?

Tejer a crochet no es difícil. Como ocurre con cualquier manualidad, habrá una curva de aprendizaje cuando comiences. Deberás acostumbrarte a sostener la aguja de crochet, manipular el hilo y leer los patrones. Con práctica y paciencia, obtendrás estas habilidades rápidamente.

4. ¿Cómo es la historia del crochet?

El crochet moderno cobró importancia en la Europa del siglo XIX. Inicialmente, evolucionó a partir de las antiguas técnicas de bordado de Oriente Medio que se conocieron como “bordado de tambor”. Esta antigua manualidad consistía en coser bucles sobre una tela de fondo. Al final, se quitaba la tela de fondo, pero se conservaban las puntadas.

La artesana francesa Riego de la Branchardiere, que trabajaba a principios del siglo XIX, convirtió diseños de encaje en patrones de crochet que se vendieron por millones. Además, durante la gran hambruna irlandesa, los trabajadores empobrecidos crearon ropa a crochet que les ayudaron a sobrevivir. Tras la inmigración masiva de irlandeses a Estados Unidos, el oficio se afianzó y se convirtió en un pilar.

5. ¿El crochet es más fácil que el tejido de punto?

Realmente depende de la persona y del proyecto. Dado que el tejido de punto requiere dos agujas, a menudo pone a prueba la destreza de las manos. Además, si dejas caer una aguja mientras tejes, podrías arruinar todo tu proyecto. 

Por otro lado, muchas personas piensan que, en principio, el tejido de punto es más fácil de aprender que el crochet. Además, el tejido de punto es mucho más propicio para crear ropa: los puntos más gruesos tienden a ser más rígidos que los puntos del tejido a dos agujas. En realidad, cada manualidad tiene sus ventajas y desventajas.

6. ¿Quién inventó el crochet?

El tejido a crochet no se puede atribuir a una sola persona. Los historiadores no se ponen de acuerdo respecto del orígen; algunos dicen que comenzó en Italia en el siglo XVI, otros dicen que en altigua Persia, otros incluso dicen que en América del Sur. Más allá del origen, la verdad es que el crochet evolucionó a partir de varias artesanías (tejido de punto, bordado, tapicería) y continúa evolucionando en la actualidad.

7. ¿Cuándo se inventó el crochet?

Como dijimos, es difícil señalar una fecha exacta. El crochet moderno parece haber surgido de la tradición europea, donde la mención no aparece hasta el siglo XIX. Pero las artesanías más antiguas que ponían en práctica habilidades similares contribuyeron en gran medida al crochet que conocemos hoy en día. El bordado de Oriente Medio, las muñecas tridimensionales de China y los adornos rituales de América del Sur le llevan siglos de ventaja al crochet moderno y usan técnicas similares al crochet.

8. ¿Qué puedes tejer a crochet?

abejas amigurumi
El amigurumi es un estilo japonés en el que se crean juguetes lindos como estos abejorros.

¡Si puedes verlo, lo puedes tejer a crochet! Si bien esta artesanía se usa tradicionalmente para crear mantas, sombreros o bufandas, es lo suficientemente versátil para que puedas crear lo que quieras. Suéteres, calcetines, paños de cocina, manteles individuales, muñecas amigurumi, cubiertas para tapa de inodoro; ¡el cielo es el límite! Ahora bien, puede que no encuentres el patrón perfecto para un suéter para perros, pero con un poco de perseverancia, puedes hacer el tuyo propio.

9. ¿El crochet es fácil?

Absolutamente. El crochet solo requiere unos cuantos elementos básicos: una aguja de crochet, hilo y un par de tijeras. Si dominas algunas técnicas sencillas y uno o dos puntos básicos, puedes empezar a tejer algo en pocas horas. 

Además, una vez que tienes los elementos básicos, es muy fácil construir a partir de ellos y crear proyectos más complejos. Tus habilidades para tejer a crochet aumentarán exponencialmente con cada proyecto que completes. 

10. ¿Cuál es más rápido, el crochet o el tejido de punto?

En general, el crochet es más ra´pido, pero también depende de la persona y del proyecto. Tejer puede llevar mucho tiempo: si estás haciendo algo complejo como un suéter, el proceso requerirá mucha paciencia. Además, los puntos del tejido de punto tienden a ser más pequeños que los de crochet, por lo que se necesita más tiempo para aumentarlos.

Sin embargo, los proyectos de crochet tienden a utilizar más hilo que los de tejido de punto. Por lo tanto, los proyectos de nivel experto que necesitan una gran cantidad de hilo podrían llevar más tiempo que un proyecto de tejido de punto similar.

11. ¿Cuántos puntos de crochet existen?

manta tejida a crochet
Este patrón dinámico presenta tres puntos básicos: punto bajo, media vareta doble y vareta doble.

Hay más de 100 puntos de crochet diferentes. Sin embargo, la mayoría son variaciones de los cuatro puntos básicos: el punto corrido, el punto bajo, la media vareta doble y la vareta doble.

Cada patrón tiene al menos uno de estos puntos. Y, cuando se combinan de distintas formas, crear una gran cantidad de distintos aspectos. Desde palomitas, a picots y puffs, cada punto implica uno de los cuatro puntos básicos.

¿No sabes por dónde empezar con el crochet? ¡Prueba una clase!

Crochet moderno: habilidades esenciales para comenzar

12. ¿El crochet es bueno para el cerebro?

El crochet trae muchos beneficios para la salud mental. Los estudios muestran que los movimientos coherentes y repetitivos son un gran estímulo para la serotonina. También se ha relacionado con una menor probabilidad de padecer demencia.

Se ha demostrado que el aprendizaje de una nueva habilidad crea nuevas sinapsis en el cerebro, lo que facilita el aprendizaje en el futuro. Además, no hay nada mejor que el orgullo y la alegría de sostener un proyecto de crochet terminado en tus manos.

13. ¿El crochet es caro?

El crochet es muy asequible. Solo necesitas una herramienta y una madeja de hilo. Con eso solo, puedes tejer un sombrero o una bufanda por aproximadamente 5 dólares.

Claro está que cuanto más grande sea el proyecto, más hilo necesitarás. Pero hay tantos hilos de calidad en las tiendas de artesanía locales que no tendrás problemas para encontrar opciones económicas. La única forma en que se vuelve costosa es si te pica el “bichito del hilo”, una adicción por conseguir tantos hilos como colores hay en el arco iris.

14. ¿El crochet es bueno para la artritis?

Los estudios han demostrado que, si se hace correctamente, puede ayudar a combatir los síntomas de la artritis. El crochet y otras artesanías con aguja se pueden usar como ejercicio para las manos, ya que aumentan la fuerza y la destreza.

Como sucede con cualquier actividad repetitiva, es bueno estirarse y tomar descansos. También existen agujas de crochet ergonómicas que ayudan a aliviar la tensión de la mano. Por sobre todas las cosas, si te preocupa la artritis, consulta a tu médico para obtener una opinión profesional.

15. ¿Puedo aprender crochet por mí mismo?

¡Claro! Internet está lleno de información y hay decenas de recursos para aprender a tejer a crochet por ti mismo. Sin embargo, la mayoría de las personas creen que la mejor forma de aprender es la visual. Las instrucciones escritas a menudo son demasiado escuetas y pueden ser difíciles de conceptualizar. Observar a un profesional y tejer a la par es la forma más rápida de alcanzar el éxito.

16. ¿El crochet es un arte?

Existe un antiguo debate entre el arte y la artesanía. Aunque ambos requieren una enorme habilidad, el arte suele diferenciarse porque se considera una forma de autoexpresión: el artista “dice” algo con su obra. Tradicionalmente, esta delimitación la situaría en la columna de la artesanía.

Sin embargo, a medida que el crochet evoluciona, es infinitamente más posible que el artesano se exprese en su trabajo. Hay técnicas que permiten crear imágenes grandes y emotivas con hilo. Puede encontrar paisajes tridimensionales tan bellos como cualquier cuadro de Van Gogh y más táctiles. Incluso hay crochet de hilo, que permite al usuario crear detalles exquisitos más finos que el pincel de un pintor.

Si ves que tienes cosas que quieres expresar y este es tu medio, ¡felicidades! Eres un artista.

17. ¿Qué es lo primero que debo aprender cuando estoy aprendiendo a tejer a crochet?

agujas de crochet
Familiarizarse con la aguja de crochet es una buena forma de comenzar a aprender.

Si eres principiante, el mejor punto de partida es aprender sobre las herramientas del oficio. Tu aguja de crochet será tu mejor amigo, así que aprender sobre los diferentes tipos que existen y cómo sostenerlas es un paso fundamental.

Luego, debes aprender a tejer cadenas y cómo hacer un punto bajo, el punto más básico. Si ese es el único punto que aprendes, podrás hacer una manta lo suficientemente grande para una cama California King. 

18. ¿El crochet es relajante?

Puede ser muy relajante. Muchos estudios han demostrado que los movimientos repetitivos como el crochet pueden reducir el ritmo cardíaco, aumentar la serotonina y proporcionar tanta relajación como la meditación o el yoga. Combínalo con una taza de té y tu programa favorito para hacer maratones. Bake-Off Reino Unido, por ejemplo, es muy recomendable, y te sumergirás en la felicidad de la artesanía.

19. ¿El crochet es divertido?

Es muy divertido. Te permite ser creativo tanto con el diseño como con el color y te da la satisfacción de crear algo con tus propias manos. También hay algo extremadamente gratificante en darle a un amigo o a un ser querido un regalo único en su género que has creado durante horas con amor y atención. Es una artesanía que sigue gratificando.

20. ¿El crochet se está volviendo a poner de moda?

¡Definitivamente! El mundo de las artesanías está viendo otro gran auge que se compara al de 1960 y 1970. Los influencers en TikTok están compartiendo hermosos y creativos diseños que tienen un toque moderno pero clásico. Incluso Target está metiéndose en el juego: puedes encontrar suéteres de crochet en sus estantes a partir de 2022. Ahora más que nunca es un buen momento para agarrar una aguja de crochet.

21. ¿Qué tipo de hilo debo usar para crochet?

hilo
Tamaño, color, tipo de fibra; ¡hay muchas cosas que tener en cuenta!

El hilo viene en una gran variedad de estilos y colores. Los dos aspectos principales que hay que tener en cuenta al elegir el hilo son el tipo de fibra y el peso.

Los hilos se fabrican con todo tipo de fibras: algodón, lana, seda, nylon, acrílico y otras mezclas sintéticas. Algunas fibras son mejores para ciertos proyectos; el algodón es ideal para los calcetines, mientras que los hilos sintéticos son mejores para las mantas grandes.

El peso de un hilo se refiere a su grosor. Cuanto más grueso sea el hilo, más grandes serán los puntos. Tu patrón te sugerirá un peso del hilo que se adapte a tu proyecto.

¿Qué estás esperando?

Ahora sabes todo lo que hay que saber. Bueno, no exactamente, pero sí lo suficiente para comenzar. Esperamos que te animes a dar el salto al mundo del crochet, y tenemos las clases adecuadas para ti.

¡Empieza tu propia aventura de crochet!

Conceptos básicos del crochet moderno: de la madeja a la bufanda

Written By

Luke Field

  • Click here to share on Twitter
  • Click here to share on Facebook
  • Click here to share on LinkedIn
  • Click here to share on Pinterest